cimacnoticias
martes 12 de julio de 2005
búsqueda de noticias
página principal
noticias por día
noticias por tema
       
REFLEJOS LEGISLATIVOS
Punta del Iceberg

Lucero Saldaña Cimac | México, DF

Una cortina de humo cuya consecuencia ha sido la impunidad durante más de 12 años, requiere de nuevas tipificaciones y un refinamiento de las definiciones para que sea posible comprender la especificidad de un número importante de las muertes de Juárez, que representan un fenómeno paradigmático: el feminicidio.

Es por su calidad de violencia, la crueldad expresiva, más que por su instrumento, el uso y abuso del cuerpo del otro, de la otra, sin que éste participe con intención o voluntad compatibles: las violaciones sexuales se dirigen al aniquilamiento de la voluntad de la víctima, cuya reducción es debido al agenciamiento del cuerpo por la voluntad del agresor. La víctima es expropiada del control sobre su espacio, sobre su cuerpo, control irrestricto, dominio arbitrario y discrecional cuya condición de posibilidad es el aniquilamiento de atribuciones equivalentes en otros.

La agresión más próxima a la violación es la tortura, ya sea física o moral, el drama de la dominación; aunque todo acto de violencia tenga múltiples factores que le rodean, hablar de causas y efectos no me parece lo adecuado; en cambio, sí hablar de un universo de sentidos entrelazados y motivaciones inteligibles.

Los crímenes hablan de impunidad. Con este gran tema entramos por la puerta para comenzar a descifrar lo que es la punta del iceberg, los asesinatos de mujeres. Más que una causa, la impunidad puede ser entendida como un producto, el resultado de estos crímenes, y los crímenes como un modo de producción y reproducción de la impunidad: con un pacto en la sangre de las víctimas.

La violencia constituida como un sistema de comunicación se trasforma en un lenguaje, en códigos, en símbolos que tienden a generalizarse más allá de las fronteras étnicas o nacionales que le sirvieron de nicho originario. Y se dirige así a otras personas de la región, sembrando temor y terror, demostrando la vitalidad de su red. El feminicidio utiliza el significante cuerpo femenino de cualquier edad, para indicar la posición de lo que puede ser sacrificado, la doble victimización de la víctima, así como la doble y triple victimización de su familia.

Ha sido constitutivo que en las guerras, el cuerpo femenino se anexe como parte del país conquistado. Si el genocidio es una agresión genérica y letal de todos los que pertenecen a ese grupo étnico, religioso, ideológico, racial, etc., su construcción retórica del odio al otro conduce la acción de su eliminación. En el feminicidio, la misoginia por detrás del acto, es un sentimiento más próximo al de los cazadores por su trofeo, se parece al desprecio por su vida o a la convicción de que el único valor de esa vida radica en su disponibilidad para la apropiación.

El feminicidio en Ciudad Juárez, como en Guatemala o España, son crímenes de Estado, de lesa humanidad, donde el Estado que los produce no puede enfrentarlos porque carece de categorías y procedimientos jurídicos eficientes para enfrentarlo. Es por eso que sería necesario crear nuevas categorías jurídicas para clasificarlos y tomarlos jurídicamente inteligibles, clasificables, no como crímenes comunes, o crímenes sexuales, o pasionales, son crímenes que afectan a la colectividad, que limitan otros derechos como la libertad de tránsito, o laborales, convirtiéndose en lo que se llama violencia institucional.

Ante las dos grandes industrias cuyas ganancias representan capitales espantosamente altos, el narcotráfico y el tráfico de personas, la comprensión del contexto económico en gran escala nos ayuda a iluminar los acontecimientos de Ciudad Juárez, y que cada mujer asesinada en Juárez, nos despiertan y conducen a una relectura de las trasformaciones que atraviesa nuestro mundo actual, depredador del ser humano.

05/LS/GM

Correo: lsaldana.spri@senado.gob.mx


cimacnoticias





       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

El servicio informativo se realiza gracias al apoyo
brindado por las siguientes instituciones:
John D. and Catherine T. MacArthur Foundation, UNIFEM,
Partners of the Americas, Fundación Heinrich Böll,
GLAMS y The William and Flora Hewlett Foundation.